Por Alejandro Sciscioli

El tercer viernes de cada año tiene lugar, desde 2009, una celebración vinera muy burbujeante: es el Día Internacional del Champagne, ese maravilloso vino espumante francés que enamoró a todo el mundo. 

Son muchísimos los aspectos que hacen a esta bebida única: geográficos, climáticos, de suelo, históricos y, obviamente, sensoriales. Todos ellos, juntos, han contribuido para elevar a esta bebida a un nivel mítico.

Como la intensión de este texto no es desarrollar una clase de Champagne sino rendirle un homenaje en su día, para ello nada mejor que alzar la copa y brindar a la salud del más glamoroso de los vinos espumantes.

Y para que vos puedas hacer lo mismo seleccionamos las siguientes etiquetas presentes en el mercado.


NICOLAS FEUILLATTE BRUT

Es elaborado a partir de un ensamblaje de las tres variedades tradicionales de Champagne (Chardonnay, Pinot Noir y Meunier) y posee una crianza de sobre lías de 30 meses. En nariz resulta frutal y complejo, con aromas cítricos y elegantes notas a masa de pan y frutos secos. Pero es en boca donde está su mayor fortaleza: seco, con la efervescencia muy notoria, de excelentes frescura y acidez, buen cuerpo y largo final donde aparecen más claramente los retrogustos panificados y tostados. Un verdadero best value.
Precio promedio en tienda minorista: G. 350.000 (US$ 50)


LAURENT-PERRIER LA CUVÉE BRUT

Se trata de un complejo Champagne que ensambla uvas Chardonnay (más del 50%), Pinot Noir (más del 30%) y Pinot Menunier  (el porcentaje restante) cultivadas en 100 crus seleccionados por esta maison. De burbujas finas y espuma persistente, este espumoso se destaca por poseer una nariz delicada con toques de cítricos frescos y flores blancas, más notas a durazno, mientras que en boca presenta un muy buen equilibrio entre frescor y delicadeza, con sabores afrutados muy presentes.
Precio promedio en tienda minorista: G. 395.000 (US$ 56,4)


POMMERY BRUT ROSÉ

Intenso en nariz, fresco y muy vivaz en boca, siempre es un placer volver a probar este Champagne, junto con su hermano blanco (el Brut Royal). Lo imagino como un compañero ideal para toda la fiesta, desde el aperitivo hasta el brindis de la medianoche. Otro aspecto que lo hace oportuno para la celebración es su excelente relación entre precio y calidad. Las tres variedades tradicionales son ensambladas para lograr este vino (Chardonnay en mayor medida, más Pinot Noir y Meunier), al tiempo que tiene una crianza sobre lías de tres años.
Precio promedio en tienda minorista: G. 500.000 (US$ 79)


PERRIER-JOUËT GRAND BRUT

Otro clásico de Champagne, presente en  nuestro mercado. Se trata de un ensamblaje de 20% Chardonnay, 40% Pinot Noir y 40% Pinot Meunier, con una crianza mínima sobre lías de tres años y un dosage de entre 8 y 10 g/l de vino espumoso. Destacan sus aromas florales más la complejidad aportada por la crianza (en especial se perciben notas a pan brioche), mientras que en boca se destaca por su frescor, sutileza y elegancia.
Precio promedio en tienda minorista: G. 565.000 (US$ 80,7)


MÖET IMPERIAL BRUT

Se encuentra entre los Champagnes más famosos del mundo y, de hecho, es el más emblemático de esta maison. Su coupage incluye más de 100 vinos distintos y está compuesto de Pinot Noir (30 a 40%), Pinot Meunier (30 a 40%) y Chardonnay (20 a 30%), con un dosage de 9 g/l. De burbujas finas y elegantes, en nariz destacan sus notas a manzana verde, cítricos y aromas autolíticos (pan tostado, brioche y frutos secos). En boca es deliciosamente fresco y frutal.
Precio promedio en tienda minorista: G. 650.000 (US$ 92,8)


VEUVE CLIQUOT BRUT

Es elaborado con uvas provenientes de entre 50 y 60 crus y que en su ensamblaje lleva poco más de la mitad de Pinot Noir, más 20% de Meunier y alrededor del 30% de Chardonnay. Es de burbujas muy persistentes a la vista, nariz compleja (donde abundan toques cítricos) y boca vivaz y muy fresca. Un clásico muy apreciado por los wine lovers locales.
Precio promedio en tienda minorista: G. 750.000 (US$ 107)


RUINART BLANC DE BLANCS

Se trata de un ensamblaje de varias añadas de uvas Chardonnay de la Côte des Blancs y Montagne de Reims (dos de las regiones de la AOC Champagne). De color dorado, y una nariz cargada de aromas a levaduras, masa de pan y tostados, además de cítricos y notas florales. En boca las notas a levadura se repiten junto a unas burbujas finas que persisten y una acidez sumamente elegante. Ideal para celebrar este día.
Precio promedio en tienda minorista: G. 1.050.000 (US$ 150)

---